Cerdá: "Hay que cambiar el modelo, hay que cambiar la forma de producir"
27/02/2018 | En la apertura del ciclo de Socialización de saberes de la Cámara de Diputados, el ingeniero agrónomo Eduardo Cerdá expuso sobre sus conocimientos y experiencias en producciones agroecológicas, ante legisladores, ambientalistas y representantes de entidades agropecuarias.
"Para nosotros es un mito que sin agroquímicos no se puede producir igual o mejor que con la agricultura de tipo industrial, en sistemas intensivos y extensivos. Se está generando un desequilibrio provocado por la forma de producir. El modelo falla, entonces no se soluciona con las buenas prácticas; hay que cambiar el modelo", afirmó.

La media sanción de un proyecto que reduce las distancias de fumigaciones con agroquímicos y la sucesión de muertes por diversos tipos de cánceres en poblaciones cercanas a explotaciones agropecuaria no sólo calentaron el debate en la provincia sobre el uso de herbicidas y pesticidas sino que también pusieron sobre el tapete la discusión sobre el modelo productivo hegemónico y sus posibles alternativas.

En ese marco, la Cámara de Diputados Entre Ríos dio inicio este lunes al ciclo de Socialización de saberes con la exposición del ingeniero agrónomo Eduardo Cerdá, con dos preguntas como disparador: ¿Es posible producir alimentos sin utilizar agroquímicos? ¿Por qué los actuales modelos de agricultura son cada vez más caros?

En un tramo de su exposición, Cerdá sostuvo que "es un mito que sin agroquímicos no se puede producir igual o mejor que con la agricultura de tipo industrial en sistemas intensivos y extrensivos. A veces nos dicen �eso es para la chacrita’. Nosotros no vemos el limitante de escala; al contrario. Esta mirada que tuvimos sobre por qué aumentaba tanto el consumo de agroquímicos es porque están generando un desequilibrio provocado por la forma de producir. El modelo falla, entonces no se soluciona con las buenas prácticas. Hay que cambiar el modelo, hay que cambiar la forma de producir", sentenció el ingeniero agrónomo fundador de la Red Nacional de Municipios y comunidades que fomentan la Agroecología (Renama), que ha desarrollado experiencias en diversas localidades de la provincias de Buenos Aires y Santa Fe.

Previo a su disertación, Cerdá mantuvo un diálogo con esta Agencia respecto de los debates que atraviesan a la agricultura y la crisis permanente que genera la sobreexplotación del suelo, soslayada parcialmente con el uso de agroquímicos, como también de las conclusiones a las que arriba producto de su experiencia en la producción agroecológica, en torno a la posibilidad concreta de una transición hacia un modelo sustentable económica, social y ambientalmente

- ¿Siempre se inclinó por la producción agroecológica o cómo se despertó su interés?

- Yo me recibí en 1986, luego me fui a Tres Arroyos así que como hasta 1997 estuve haciendo la agricultura que hoy predomina. Después, con los productores que yo asesoraba y con la facultad entendíamos que había que hacer un cambio. Todavía no conocíamos el grado de peligrosidad que tenían los productos pero sí lo veíamos desde la cuestión económica y lo escribimos en un libro que salió en 2000, que de seguir así para este momento íbamos a estar en tres o cuatro veces de costo y se dio así. No somos futuristas, pero la mirada agroecológica nos permitió ver que este modelo era muy dependiente de insumos.

- Hay quienes descartan la agroecología por una supuesta inviabilidad económica�

- Quien lo dice es porque no tomó contacto con estas experiencias, no conoce mucho del tema, está formado con el guión del otro modelo y es entendible, pero en algún momento, cuando crean que es necesario cambiar porque el modelo no ha dado respuestas o al menos no ha cumplido con todas promesas que tenía, quizá sea el momento para reflexionar y buscar en otras alternativas.

- ¿Qué pasa con la formación académica de los ingenieros agrónomos en este terreno?

- La mayoría de las facultades sigue con un gran porcentaje de formación del modelo predominante pero está cambiando muy rápidamente. Este año se hizo el segundo encuentro estudiantes universitarios en Balcarce, hubo más de 400 alumnos y la verdad que el interés es muy alto. Ahora falta que las casas de estudio hagan el cambio en los planes de estudio.

- ¿Cuál es la respuesta que encuentran ante la propuesta de producir agroecológicamente y qué expectativas hay de que pueda tener eco en las políticas públicas?

- Veo mucha repercusión desde los productores, de los municipios. Qué harán las provincias y la nación no lo sé. Mi expectativa está centrada en acompañar los procesos de producción desde los lugares de nuestro conocimiento, desde la facultad, desde otras organizaciones que van acompañando esta idea, que tiene que ver con producir, que los productores sean más viables y a lo mejor dejar de perder tantos productores como nos ha pasado en estos últimos 25 años y generar esto que tiene que ver con independencia, con una gestión distinta de la forma de producir.

Nosotros estamos convencidos de que ésta es la agronomía de los próximos años. Habrá que ver si podemos lograr que llegue a más gente. En la medida que los productores se acercan a esto nosotros no vemos que estemos disminuyendo en productores sino que van aumentando y de hecho, no tenemos capacidad para atender toda la demanda que tenemos.

- ¿Que evaluación puede hacer de la experiencia de Gualeguaychú como parte de la Renama?

- Gualeguaychú fue uno de los municipios que inició la Renama. Siempre tuvieron una muy buena predisposición. Hemos hecho como cinco reuniones pero creo que nos ha faltado una organización de acompañamiento a esos productores porque otros municipios han crecido mucho más, como Lincoln, Guaminí, Bolívar, donde ya hay muchos más productores, pero también tiene que ver con que nosotros no hemos tenido el tiempo suficiente para acompañar. Hoy Uruguay también quiere hacer lo mismo y realmente la demanda es muy alta pero nos falta formar gente y eso lleva un tiempo.

¿Por qué un productor debería optar por la agroecología?

Porque por un lado va a cuidar más la salud de su campo, la suya y la de su familia, se va a sentir en armonía seguramente si le interesan estas cosas y también se puede ser rentable; una cosa no quita la otra. Se puede ser rentable, se puede sostener como lo hemos demostrado en el tiempo y puede estar alegre y contento de que está haciendo lo que debe hacer.

Fuente: AIM


Red Escuelas Verdes
Suscripción al Boletín
Nombre:
mail:
La suscripción al boletín se envió
correctamente.

Muchas gracias

.:volver:.
Complete los datos requeridos.
Si no se envía el formulario intente
nuevamente mas tarde.

Muchas Gracias.

.:volver:.
Ud ya se encuentra registrado en
nuestro Boletín Ambiental .

Muchas Gracias.

.:volver:.
Foto de la semana
CASAS DE HIERBA EN ISLANDIA
CASAS DE HIERBA EN ISLANDIA
Una forma ecológica que utilizaban los habitantes de Islandia. No tenían madera, con ingenio utilizaron lo único que abundaba: césped y piedras. Aún quedan construcciones como esta por toda Islandia, una arquitectura económica, verde y sostenible. Via: wikipedia.org Autor: allpe
Destinatario:
e-mail:
Remitente:
Nombre:
e-mail:
Mensaje:
Código: captcha
ECOURBANO mantendrá absoluta confidencialidad de los datos personales brindados por nuestros visitantes. Los servicios de información por correo electrónico que ofrecemos se realizan con el expreso consentimiento de los usuarios.
El mensaje se envió en forma correcta.
Muchas gracias por comunicarse.
Ocurrió un error y no se pudo enviar el mensaje.
Intente nuevamente en unos instantes.
pie